Capacitan a izcallenses para vigilar obras públicas en sus colonias

Con el objetivo de acercar a la ciudadanía a los trabajos que realiza la presente administración municipal que encabeza en Cuautitlán Izcalli el presidente Ricardo Núñez Ayala, se llevó a cabo un proceso de capacitación a los Comités Ciudadanos de Control y Vigilancia (COCICOVI), los cuales están encargados de supervisar avances de obras públicas que se realizan en la demarcación.

La capacitación estuvo a cargo del personal de la Contraloría Municipal y la Secretaría de la Contraloría del Gobierno Estatal (SECOGEM). El ponente, Jorge Navarrete Escalante, responsable de promoción de la Contraloría Social de la SECOGEM, explicó que la participación de los COCICOVIs es necesaria, conveniente y comprometida en acciones de vigilancia y control preventiva de las obras.

Navarrete Escalante, explicó que los COCICOVIs se conforman por un grupo de tres personas que trabajan unidos durante todo el proceso. Son denominados contralores sociales A, B y C, los cuales tienen las funciones de verificar que se realicen los trabajos adecuados del proyecto, registrar avances de obra y emitir los reportes ciudadanos cuando se identifica alguna situación irregular. También promueven la información y la transparencia de las obras que son ejecutadas en sus colonias.

Por su parte, el presidente municipal, Ricardo Núñez Ayala, agradeció a los comités su participación y encargó que cuiden a los trabajadores que están realizando las obras y dijo: “tengo la seguridad de que vamos a lograr un cambio, pero sólo lo vamos a hacer con la ayuda de todos los izcallenses, les aseguro que nosotros vamos a actuar de manera honesta”.

En la capacitación también estuvo presente el contralor municipal, Jaime Aurelio Martínez Osorio; el director de Obras Públicas, José Florencio Hevia Rico; el delegado regional de la Zona Metropolitana de la SECOGEM, Francisco Iván Rodríguez y el jefe de Departamento de Desarrollo Comunitario de la Dirección de Desarrollo Social, Jorge Humberto Fernández Jacobo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *